February 5, 2009

No fue Juana ni chona

Cuando militaba en el PAN me acuerdo que las convenciones en las que se elegía a los candidatos eran batallas entre facciones que luchaban para ganar con votos las posiciones en disputa. En una ocasión perdimos por un voto. Otras veces no ganaba el candidato “oficial” que de una forma u otra contaba con el apoyo del dirigente, pero no de las bases. A esa lucha feroz, despiadada y sin cuartel se le conocía como democracia porque siempre imperaba la regla sobre la disputa.

Actualmente los partidos realizan encuestas entre el electorado y el que queda mejor posicionado se lleva la candidatura. De otra manera se realizan acomodos y movimientos estratégicos dependiendo de los movimientos que realiza el adversario, como en una partida de ajedrez. El voto de la militancia ya no cuenta.

El diario La Unión informaba que para el segundo distrito electoral a nivel federal el PAN había realizado una encuesta. No se necesitaba de una encuesta para conocer el resultado. Aunque se realizaron todos los acomodos, Liborio Román Cruz Mejía es el candidato del PAN al municipio de Jiutepec, Francisco Alva Meraz es el candidato del PAN al municipio de Emiliano Zapata; el conocido comentarista de fútbol va a una diputación pero local.

La candidatura de la diputación federal el PAN se le brindó al ahora diputado de Conveniencia (Convergencia) Jaime Tovar Enríquez. Concuerdo con lo expresado por Alain Touraine en _¿Qué es la democracia? _ que los políticos se parecen más entre ellos que al ciudadano de a pie. Ahora el proceso de formación de élites pasa por obtener una diputación local por cualquier partido político para luego brincar al partido en el poder. Antes había que hacer cola, como en las tortillas.

Sobre los movimientos estratégicos que mencioné, existe el rumor que Arturo Brizio Carter irá como candidato del PAN al distrito en que el doctor Jorge Arizmendi sea candidato por el PRD. (En la UNAM se comenta que hay doctores sin título y títulos sin doctor, el doctor Arizmendi se encuentra en el segundo supuesto). Este individuo fue candidato perdedor del PRI, para luego apoyar al PAN y terminar siendo candidato del PRD. Tocqueville decía que la democracia logra la apatía de los ciudadanos y que individuos mediocres sin ninguna cualidad lleguen al poder. En Morelos gracias a nuestro gobierno de avanzada estamos alcanzando los ideales de Tocqueville. ¡En hora buena!

© Jorge Ikeda 2018