November 14, 2009

Flaco favor

Flaco favor le hago al alcalde de San Pedro García al asumir que tiene una inteligencia -de cualquier tipo- que no se le ve por ninguna parte. En el post anterior trazaba la hipótesis de que no era la inteligencia norteamericana la que el alcalde usaba sino la cubana . Grave error. La  inteligencia del alcalde es equiparable a la de sus pares los narcotraficantes.

El narcotráfico no tiene inteligencia, las formas de obtener la información están el el grado máximo de salvajismo.  Las escenas de descuartizados se han vuelto cotidianas.

Un periodista dió a conocer una grabación en la que el entonces candidato a alcalde  reconocía que los narcotraficantes le plantearon un pacto social. No puede haber pacto alguno con el   narcotráfico, porque en ese momento se acaba la potestad soberana.  Se desintegra la idea del Estado en bandas delicuenciales que compiten por el poder. En muchos países africanos esa es la forma en que las tribus hacen política.

Estos delincuentes quieren ser vistos como Robin Hoods modernos, que le hacen un favor a la sociedad al eliminar la escoria. La primera víctima fue el estado de derecho.

En Colombia se dió la nefasta combinación de la guerrilla y el narcotráfico. En México la ciudadania aplaude con entusiasmo el renacimiento de la narcopolítica.

© Jorge Ikeda 2018