August 31, 2010

Helena es la belleza que seduce hacia la muerte.

Después de haber visto la película que mencioné en el post anterior, no puedo dejar de pensar que la belleza que seduce hacia la muerte se llama Helena. A través de la belleza se comunicaban los mortales y los inmortales en el Olimpo. Para el autor de Las bodas de Cadmo y Harmonía por el aprecio a la belleza los Olímpicos perdonan a sus mujeres, aún cuando los vencen. Los mortales no saben perdonar a las mujeres bellas. El Calasso mortal describe a Helena como adúltera, exhibicionista, traicionera y carehente de virtud, pero el Calasso inmortal la reivindica cuando dice que:

Helena vivió rodeada del amor de algunos hombres,del odio de muchos más y del de todas las mujeres. Durante siglos, sufrió injurias y palabras blasfemas.Pero seguía siendo "la única mujer de la que Zeus aceptó ser llamado padre". Así que Helena mostró la misma insolencia impúdica que las diosas, cuando "se apareció una noche a Homero y le ordenó que escribiera un poema sobre los guerreros de Troya, queriendo hacer su muerte más envidiable que la de los demás; y en cierta medida gracias al arte de Homero, pero sobre todo gracias a ella, ese poema llegó a ser tan atractivo [epaphróditon] y célebre entre todos". En lugar de llorar sus culpas, Helena encargó, al igual que un soberano, la Ilíada a Homero,para que la cantara. La literatura obedeció su mando, absorviendo el encanto afrodítico de Helena."

© Jorge Ikeda 2018