January 5, 2020

Matamoros

Santiago_Matamoros,_Peruvian_Colonial,_18th_century

En la obra Curso sobre Don Quijote de Vladimir Nabokov, el autor cita el capítulo 58 de la segunda parte de la obra de Cervantes; cuando Don Quijote y Sancho encuentran a unos hombres almorzando en un prado con cuatro objetos cubiertos con sábanas. Los hombres los descubren y Don Quijote identifica las imágenes esculpidas en relieve.

“Este caballero fue uno de los mejores andantes que tuvo la milicia divina; llamóse don San Jorge, y fue además defensor de doncellas.”

La siguiente resulta ser la imagen de san Martín partiendo su capa con un pobre, y dice: “…debía ser entonces invierno; que si no, el se la diera toda…”. La tercera imagen correspondía a Santiago aplastando moros y sobre él, Don Quijote dice:

“Éste sí que es un caballero, y de las escuadras de Cristo; éste se llama don San Diego Matamoros, uno de los más valientes santos y caballeros que tuvo el mundo y tiene agora el cielo.”

Y entonces entendí el término “Mata-moros”.

La enciclopedia en línea Wikipedia dice que a la muerte de su tío Alfonso el Casto, Ramiro I se negó a pagar el tributo al Emirato de Córdoba que correspondía a 100 doncellas (cincuenta hidalgas y cincuenta plebeyas). Se encontró con la morisma (conjunto de todos los moros o musulmanes) en Clavijo, antes de la batalla se le había aparecido el apóstol Santiago y le comunicó que había sido designado por el mismísimo Dios como patrón de las Españas. Al grito de “Dios ayuda a Santiago” los españoles derrotan a los moros y matan a más de cinco mil en aquella jornada. La enciclopedia Wikipedia menciona que los musulmanes también tenían la figura del Mata Cristianos.

© Jorge Ikeda 2019